img_6751.jpg

Una vez más las mujeres se vuelven locas porque el ladrón es bonito.

¿Recuerdan el caso de Jeremy Meeks (37), quien a pesar de sus crímenes causó revuelo en las redes sociales, especialmente entre las mujeres y solamente por ser un ladrón atractivo? Pues les cuento que una vez más las mujeres se vuelven locas porque el ladrón es bonito.

Se trata de Jonathan Cahill, quien a sus 37 -parece ser la edad que las mujeres prefieren- guardaba prisión por haber cometido varios robos.

Cahill mide 1.80 metros y estaba sirviendo una condena de 27 meses por robo, salió a los 11 meses por buena conducta y fue apresado nuevamente por haber violado su libertad condicional, pero al ofrecer su mayor crimen ha sido el romper corazones.

Foto publicada por el departamento de policía de West Yorkshire requiriendo la captura de Cahill.

Miles de mujeres se han ofrecido a pagar su fianza y hasta crearon una cuanta de Gofundme para pagarle los mejores abogados. No cabe dudas que el ser bonito es una ventaja.

Meeks por su lado hizo una carrera como modelo y actor profesional y ahora vale millones. Ha salido con varias mujeres famosas como Chloe Green (30), quien es hija del multimillonario Philip Green (69). La pareja estuvo junta del 2017 al 2019.

Vamos a ver si las mujeres de las redes sociales también mandan a la fama a Jonathan Cahill, quizás cambie sus andanzas por el modelaje y la actuación.

¿Qué opinas?

Compartir este artículo

Respuestas

en_USEnglish